Google+ Followers

viernes, 15 de marzo de 2013

Tarta Pecado... "Red Velvet"


  Hoooola, ¡ya es viernes!, ¡¡por fin! Hoy no pensaba publicar ninguna entrada, pues me encuentro faaataaaal, con anginas :( pero no quiero perderme participar en el concurso del blog "cocidodesopa" así que nada, voy a detallaros la receta de una tarta pecaminosa, como su título indica, riquísima, finísima, y que os sorprenderá con su apariencia elegante, cautelosa y recatada por fuera, pero que al cortarla veréis una fuerza increíble, un color arrasador, y sobre todo, un sabor ESPECTACULAR!!

  Y después de ésta presentación, qué mejor que una imagen... No? Dicen que vale más que mil palabras, pues ale,




  La tarta, es una "Red Velvet", pero con variaciones hechas por mi parte. La receta la saqué de varias que vi por la red, y que yo inventé la mía propia, adaptándome a mis gustos, necesidades, e ingredientes de los que dispongo en el momento, jejeje... Lo que decía, una Red Velvet, rellena de buttercream de queso, y cubierta de buttercream de nata y queso, con trocitos de chocolate blanco y corazoncitos de azúcar.

 ¡Casi ná! Jajaja!

   Ingredientes: (Cuando pongo "aprox." es porque yo, la medida, la hice con tazas, pero he calculado para que la podáis adaptar. No es lo mismo una taza que otra, está claro... )

  • 250 gr. aprox.  (2 tazas) de harina de repostería.

  •  
  • 1 cucharadita, (de café), de levadura tipo Royal.

  •  
  • 1 cucharadita, (de café), de bicarbonato de sodio.

  •  
  • 1 cucharadita, (de café), de sal.

  •  
  • 2 cucharadas, soperas, de cacao en polvo sin azúcar. (Yo usé el de la marca "Valor")

  •  
  • 400 gr. aprox. (2 tazas) de azúcar.

  •  
  • 250 ml (1 taza) de aceite de girasol. También se puede usar mantequilla, en vez de acite, en este caso serían unos 150 gr. aprox.

  •  
  • 2 huevos grandotes.

  •  
  • 250 ml (1 taza) de buttermilk (Ahora hago un inciso al respecto)

  •  
  • 2 cucharaditas, (de café), de extracto, o esencia de vainilla.

  •  
  • 1 ó 2 cucharaditas, de colorante alimentario en rojo (Lo del colorante no es necesario, pero si lo es si queremos que sea un bizcocho rojo, que al partir y con el relleno cremoso que pongamos va a tener un contraste increíble) (Yo en ésta ocasión usé uno en polvo que se llama "rojo cochinilla" de Wilton.)

  •  
  • 1 cucharadita, (de café) de vinagre de vino blanco.

  •  
  • ½ taza de café solo (Café normal, de cafetera, sin añadir leche ni azúcar, es decir, SOLO)

  •  
     
      ¿Que es el Buttermilk? Realmente es un suero de mantequilla. Muy utilizado en recetas americanas. Se compone, simplemente, de leche, con un alto porcentaje de acidez, que hace que se fermente (y adquiere un sabor a leche agria). Curiosamente, buttermilk no tiene "butter" (mantequilla in english, jeje)

      En Estados Unidos lo venden en todos los super, aquí no, pero bueno, existen varias maneras de "fabricar" tu propio buttermilk:

      Poner 1 cucharadita  de vinagre de vino blanco, o zumo de limón, en una taza. Añade leche (yo uso, en este caso, entera, pero se puede usar, semi, o desnatada) hasta que se llene la taza. Déjarla 10 minutos sin remover. ¡¡Ya tenéis vuestro propio buttermilk casero!! Lo notareis enseguida, pasado ese tiempo...


        Elaboración:
     
        Bizcocho:
     
       Precalentamos el horno a 160° - 180 º C (Ya sabéis, cada horno es un mundo, y también depende de donde horneéis la mezcla. Yo usé tres moldes redondos de 18 cm. De los especiales para Las "Layer Cake")
     
      En un bol, mezclamos los ingredientes secos: la harina, el bicarbonato, la levadura, el cacao, y la sal.
     
      En otro bol, combinamos el azúcar y el aceite, o la mantequilla.
     
      Batimos los huevos, y lo añadimos a la mezcla anterior, junto con el  buttermilk, la esencia de vainilla, y el colorante, hasta que todo quede bien combinado. Incorporamos el café y el vinagre.
     
      Después, lentamente, añadimos los ingredientes húmedos a los ingredientes secos, poco a poco, mezclando bien después de cada adición. Paramos cuando esté todo combinado (No es necesario mezclar demasiado, ni batir, sólo unir los ingredientes)
     
      Preparamos los moldes engrasándolos y enharinándolos, y vertemos la mezcla.
     
      Horneamos, en la bandeja del medio del horno, unos 20 minutos, hasta que un palillo entre y salga limpio del centro de la tarta, el truco que no falla, jeje... En mi caso, fueron sólo 20 minutos, porque al repartir la mezcla en tres moldes, en cada uno de ellos, había menos mezcla, por lo que el primero tardó 15 - 20 min. Y los otros dos en 10 - 12 minutos estaban hechos.
     
      Lo dejamos enfriar en el molde,y poco a poco desmoldamos y lo dejamos terminar de enfriar del todo en una rejilla. 
     
      Mientras, podemos ir haciendo la crema.
     
      Buttercream "cremoooosaaaa de queso":
     
  • 400 gr. (casi dos envases) de queso cremoso (Yo usé Philadelphia) a temperatura de ambiente.

  • 125 gr. de mantequilla sin sal, a temperatura de ambiente.

  • 2 cucharaditas de extracto, o esencia, de vainilla.

  • 300 gr. de azúcar glass tamizada.


  •  Batir todo a media velocidad, con la batidora de varillas, hasta conseguir una mezcla cremosa. Ésta crema está buenísima, y va muy bien con ésta tarta.

      Montaje de la tartita:

      Una vez fríos del todo los bizcochos, los empapamos en un almíbar que hagamos, podemos hacer el básico de una taza de azúcar, y una taza de agua, con un poco de limón, o licor, y un chorrito de esencia, yo suelo añadirle un pelín de esencia de vainilla, sin dejar de remover, para evitar que se caramelice demasiado.

      Dejamos que se empape un rato para poder trabajar con los bizcochos sin que se nos partan.

      Vamos repartiendo la crema en cada capa. Echamos una buena cantidad en la primera, tapamos con la segunda capa de bizcocho, y así hasta cubrirlo por completo. Intentamos alisar lo máximo posible. Como os quede va a depender de la consistencia de la crema. A mi, en ésta ocasión, me quedó un poco más líquida que de costumbre, pero no me importó demasiado, pues después lo decoré con trocitos de chocolate blanco, y corazoncitos rosas, rojos y blancos de azúcar. ¡Preciosa! ¿A que si?




    
    He aquí el corte. Se aprecia su jugosidad. Y el rojo tan original que resalta la crema blanquita. ¡Qué rica!

      Animaros, es una receta que va a sorprender a vuestros invitados, y a vosotros mismos, por su sabor y su perfecta presentación.

      Y ya sólo me queda deciros que con esta receta participo en el concurso "Pasteles, pastas, galletas, merengues, tartas, panes dulces y salados", promovido por el blog "Cocido de Sopa" http://cocidodesopa.blogspot.com.es/2013/02/concurso-pasteles-pastas-galletas.html
     
      ¡¡Suerte para todos los bloger@s!! Y para mi el primero!! Jajaja, es bromaaaa...

     photo Logoconcurso_2.jpg
     
     
      ¡¡Feliz fin de semana a todooos!! Espero mejorar un poco de la garganta, encontrarme mejor, y poder publicar otra receta este fin de semana, algo especial para el día del padre no estaría mal, no? Beeeeesooooos!! Como siempre!!
     
     
     

    4 comentarios:

    1. ¡Hola Ruth! Me alegro de que te hayas encontrado con fuerzas para hacer esta tarta y presentárnosla. Está claro que cuando uno quiere algo ... je je je. Es una tarta muy rica; muy jugosa. Imagino que el buttermilk tendrá mucho que ver en este asunto. Yo la hice hace mucho tiempo. Lo que más me gustó fue ver la cara de mis comensales al ver el corte. ¡Inolvidable!

      Ahora te recuerdo que el 18 de marzo podrás ver el listado que publicaré con todas las recetas participantes en el concurso, que no son pocas, y para que así puedas elegir a tus tres recetas favoritas y entregarles los votos que para ti se merecen.

      Muchas gracias por tu granito de arena.

      ¡Suerte!

      ResponderEliminar
    2. Muchas gracias, a ti, Yolanda, por el concurso, y por tu amable comentario. Un afectuoso saludo,

      Siempre dulce cocinillas...

      ResponderEliminar
    3. Me he dado cuenta que cada vez que cada vez que entro a tu blog lo hago con la alegria de ver una nueva receta con la que sorprender a mi pareja, y se me hace tan facil poder seguir la receta, y a la vez describes tus maravillosas creaciones de una forma espectacular, que da gusto leerlas! mucha suerte para el concurso, porque te lo mereces por tu tenacidad, por tu creatividad! un abrazo muy fuerte de unos amigos de Barcelona! R y O!

      ResponderEliminar
    4. Muchas gracias!! Palabras como éstas hacen que merezca la pena el esfuerzo, que por otro lado, para mi es un placer "disfrutar" de todo ésto... Muuuuuacks!! Y repito. GRACIAS!!

      Siempre dulce cocinillas...

      ResponderEliminar